miércoles, 17 de diciembre de 2008

Letanía contra el miedo

No conoceré el miedo.
El miedo mata la mente.
El miedo es la pequeña muerte que conduce a la destrucción total.
Afrontaré mi miedo. Permitiré que pase sobre mí y a través de mí.
Y cuando haya pasado, giraré mi ojo interior para escrutar su camino.
Allá donde haya pasado el miedo ya no habrá nada. Sólo estaré yo.

Frank Herbert,
letanía contra el miedo del ritual Bene Gesserit
en la saga de Dune


No permitiré que el miedo me paralice. No permitiré que el miedo me haga retroceder. No permitiré que el miedo se adueñe de mí y me impida seguir adelante.

Todo lo que vale la pena hacer produce temor, todas las decisiones que vale la pena tomar son un salto al vacío. No sé qué me espera al otro lado, porque hay cosas que no pueden describirse, explicarse ni enseñarse. Hay cosas que hay que vivir para poder comprenderlas.

Pero sí sé que, pase lo que pase, no me dejaré dominar por el miedo. Que lo aceptaré y lo superaré. Y entonces, las dudas se esfumarán, y sólo estaré yo.

7 comentarios:

Wuwei dijo...

Cuántas cosas podría decir sobre el miedo... Cuando llega y se instala lo llena todo. Parece tan denso, tan sólido... Cuántas veces he salido corriendo sólo para comprobar que a la vuelta de la siguiente esquina seguía ahí. Sin embargo, cuando me paro y vivo el miedo mirándole a los ojos se acaba mostrando tal cual es: una creación inconsistente de la mente, un rechazo de lo que es en cada momento, o de lo que puede llegar a ser.

Tienes razón, todas las cosas que merece la pena hacer dan miedo, desde encontrar y cultivar el Amor hasta la transformación espiritual. Hace falta mucho valor para ver. Hace falta mucho valor para llegar a ser quien de verdad se es.

Sibila dijo...

El miedo muy pocas veces tiene sentido, pero lo llevamos grabado en los genes... al fin y al cabo somos descendientes de los pequeños mamíferos que supieron huir de los depredadores. Lo mismo nos pasa con la agresividad.

Lo importante es aprender a mantener la mente clara, para distinguir cuándo el miedo nos ayuda a sobrevivir, y cuándo es un obstáculo para avanzar.

Ojalá yo encuentre ese valor... al menos me he puesto en camino.

Un saludo.

Wuwei dijo...

Estar en camino me parece lo importante. Tomárselo en serio.

Que el miedo está ahí y va a seguir estándolo es un hecho. Somos humanos descendientes de pequeños mamíferos como bien dices, sometidos en parte a esa respuesta instintiva de huir o luchar. Sin embargo el miedo no tiene porque limitarnos si vivimos afrontándolo, aceptando lo que nos toca en cada momento. En las distancias cortas el miedo pierde mucho: se le ve el plumero. En cambio, si corremos delante de él parece un monstruo cada vez más grande y amenazador.

Una vez leí algo de un maestro de Taichi que me impactó. Decía que si estamos a punto de ser atropellados por un coche e instintivamente saltamos hacia atrás para salvarnos, no habrá sido el miedo el que nos ha salvado, sino el chi, la vitalidad, la que habrá hecho que saltemos automáticamente hacia atrás. El miedo lo único que puede hacer es paralizarnos lo suficiente para que nuestra vitalidad no pueda hacernos reaccionar a tiempo.

El mismo maestro daba estas indicaciones sobre el Taichi: a nivel físico relajar el cuerpo; a nivel mental soltar el miedo.

Ana dijo...

Lo importante es vencerlo, pero para vencer al miedo hay que enfrentarlo, y generalmete obtendremos buenos resultados. Es irónico, pero elmiedo se convierte en una herramienta para hacernos más fuertes; cuando sabemos medir su poder y somos capaces de equilibrar nuestras fuerzas a su tamaño, crecemos y nos hacemos más sabios, o al menos, empezamos a marchar por el camino que conduce hacia la sabiduría.

Sibila dijo...

Me han encantado vuestras aportaciones, me habéis hecho pensar mucho sobre la utilidad del miedo y sus consecuencias.

Gracias por compartir vuestras reflexiones. :D

Un saludo a ambos.

bulletproofangel dijo...

te felicito por la entrada... pero lo uqe más me llamó la atención es el tipo de literatura que sigues. Es la primera vez que veo tu blog y hasta ahora me agrada lo que leo.

Sibila dijo...

Bienvenido, bulletproofangel, me alegra que te guste lo que escribo. Pásate por aquí siempre que quieras.

En cuanto al tipo de cosas que leo... bueno, en realidad es que leo prácticamente cualquier cosa. :P
He leído mucho, sin restricción de géneros, a veces incluso cosas bastante malas... pero de todo se puede sacar algo.
Dune es una gran saga, aunque a la larga puede llegar a cansar. Siempre me interesaron de manera particular las Bene Gesserit y su filosofía.